Llámanos! +34 911 23 5500
Homepage » Bolonia
Ordenar por:

Loading...

Especialistas en la búsqueda de la casa ideal
CONTÁCTENOS

‘La docta, la gorda, la roja…’



Toda ciudad italiana cuenta con un patrimonio histórico por descubrir y Bolonia seguramente no es una excepción. Su historia, cultura y saber –la ciudad alberga una de las universidades más antiguas de Italia, de ahí el apodo de la dotta (docta)– se funden con una de las tradiciones gastronómicas más ricas del país: pasta hecha a mano, dulces, salsas como la boloñesa y muchas otras especialidades ideales para el paladar, aunque no tanto para la línea, de ahí, la grassa (gorda).


Alojarse en un piso en Bolonia, a solo unos pasos de Piazza Maggiore y de la Basílica de San Petronio, es posible gracias a Halldis, que ofrece apartamentos equipados para todos los gustos y bolsillos; apartamentos donde disfrutar de la belleza de una ciudad que ha sabido conservar su pasado medieval y el pintoresco color rojo de sus tejados, de ahí, la rossa (roja).


Un apartamento para estancias cortas en el centro significa además estar al lado de las Dos Torres (Torre degli Asinelli y Torre dei Garisenda), desde donde se puede avistar el mar y los Alpes; del Museo Giorgio Morando dedicado al ilustre artista boloñés, de la Basílica de Santo Stefano y de los edificios de la Universidad en Via Zamboni.



Visitar Bolonia es realmente fácil tanto a pie como con transporte público, pudiendo aprovechar la ocasión para ir de compras por Via Rizzoli o por el barrio judío.

Para aquellos que prefieren el tren, Halldis ofrece apartamentos ubicados estratégicamente cerca de la estación central, comunicada con el centro histórico por una amplia red de autobuses.Bolonia cuenta, además, con un recinto ferial de gran importancia, sede por ejemplo del célebre Cosmoprof, la feria líder en el mundo en el sector de la belleza y cosmética profesionales.Y, ¿por qué no aprovechar la ocasión para combinar trabajo y turismo? Una casa de vacaciones acogedora es la opción ideal para toda la familia, sin olvidar que el mar se encuentra a solo unos kilómetros de la ciudad.



ARRIBA